SALVATIERRA

          

        En este articulo nos centraremos en una de las villas de la isla La Española ( isla de Santo Domingo , actualmente República Dominicana y Haití ) , descubierta por el Almirante Cristóbal Colon en su primer viaje.                                                                       
       Nos referimos a Salvatierra de la Sabana ( actualmente Les Cayes , Haití ), donde vamos a mostrar si es una toponimía más que asignó el propio Almirante Colón.                                                                                                                                              

Pero antes , vamos a generalizar un poco sobre las fundaciones realizadas en La Española.

la española                                                      mapa La Española s. XVI


Cristóbal Colón cuando arriba a La Española , funda una serie de fortalezas ( Natividad , Santo Tomás , San Cristóbal ,etc..) y ciertas villas ( Concepción , Bonao , Puerto Plata , etc..) mayoritariamente en la etapa de su segundo viaje (1493-1496) .                                                                                                                             

Cuando Cristóbal regresó de su segundo viaje dejó en La Española a Bartolomé como gobernador civil y capitán general (1496 – 1498 ).                                                            
Ya en el último año del tercer viaje (1498-1500) , nos encontramos con el inesperado desenlace y desencuentro de Cristóbal Colón y sus hermanos con Francisco de Bobadilla el cual les despojó de sus bienes y poderes con gran injusticia y llevados presos a España.                                                                                                                              

Una vez en España , los Reyes Católicos , enterados de la grave suceso y situación de Cristobal y sus hermanos , organizaron en el próximo viaje ( 1502 – 1504 ) enviar a Colón a descubrir nuevas tierras y a Fray Nicolás de Ovando como gobernador de La Española en sustitución de Bobadilla.        

Hizo de Ovando el siguiente retrato moral y político el padre dominico fray Bartolomé de las Casas:                                                                                                                               
«…En tiempo y año de 500, por las grandes quejas que el Almirante a los 
Reyes daba de los agravios que decía haber rescebido del comendador Bobadilla, pidiendo justicia y cosas que, para imputarle culpas delante los Reyes alegaba, y por otras razones que a los Reyes movieron,determinaron Sus Altezas de proveer y enviar nuevo gobernador, a esta Isla Española y,por consiguiente,lo era entonces gobernándola de todas las Indias,porque hasta entonces ,y después algunos años,ninguno otro en isla ni tierra firme, ni parte otra de todas ellas.Este fue don fray Nicolás de Ovando,de la Orden de Alcántara que a la sazón era Comendador de Lares..»                                                                                                    
Hemos de recalcar que durante la gobernación de Francisco de Bobadilla (1500 – 1502 ) , se encargó , entre otras cosas , de la desaparicion de documentos y escrituras del Almirante , con lo cual nos encontramos con un gran vacio de información entre otras cosas , en el tema de las fundaciones u orígenes de otras villas.                                                                                                                                              
Precisamente Colón , en una de sus cartas , dirigida a Doña Juana de Torres , Ama de llaves del principe Don Juan fechada en La Jamaica  del año 1500 , exponía , entre otras cosas, el tema de la desaparicion de sus escrituras por Bobadilla:

«El  Comendador [Bobadilla] en todo lo que le pareció que me dañaria,luego fue puesto en obra….  

El Comendador en llegando a Santo Domingo se aposentó en mi casa; así como la falló así dió todo por suyo:vaya en buena hora,quizá lo habia menester: cosario nunca tal usó con mercader.

De mis escripturas tengo yo mayor queja que así me las haya tomado,que jamás se le pudo sacar una,y aquellas que mas me habían de aprovechar en mi disculpa esas tenia mas ocultas…»

Así pues , una vez , arribado a La Española , Fray Nicolás de Ovando, y sustituyendo la gobernación a Francisco de Bobadilla llevaba consigo una Orden Real de fundar de manera oficial las villas que habían en dicha Isla Española , asignándolas funciones , organizacion , población , etc.. Aunque en la historia oficial sobre las villas tengamos la información de estar fundadas durante los primeros años de gobernación de Nicolás de Ovando , realmente muchas lo eran ya de años atrás. Era una manera de organizar mas oficialmente a dichas villas con sus nuevas funciones administrativas y organizativas , etc.. coincidente , en ese mismo año , de 1503 , con la creación de La Casa de Contratación de Indias , en Sevilla..                                                                             
En esta etapa misma al Almirante Colon , aparte realizar sus nuevos descubrimientos en otras tierras , lo tenemos ubicado de nuevo en La Española en los dos últimos meses ( agosto – septiembre 1504 ) junto el gobernador Fray Nicolás de Ovando.  

Centrándonos en la villa de Salvatierra , cuando Ovando formaliza de manera oficial la fundacion de esta villa (1503 ó 1504) , la ordena en nombre de Diego Velazquez , llamándola Salvatierra «de la Sabana». De éste mismo Diego, que más tarde serviría a Diego Colón tenemos que:                                                                                                          
«..Diego Velazquez con era uno de los antiguos colonos de la Española; habia tenido en ella los primeros cargos,y sido criado del Adelantado Bartolome Colón: habíase portado en dichos empleos con mucha conducta y se habia adquirido la estimacion de los antiguos españoles dela isla,era rico,dotado de prendas,muy amable,y pasaba por un hombre rectísimo y muy honrado..».                                                                                       

                                              CARTA GEOGRAFICA                                                               
Como ya comentábamos anteriormente ,algunas de esas villas ( villas , fortalezas , haciendas y/o caserios,) ya tenÍan su existencia en la época de gobernación del Almirante , por mucho que por parte de Ovando las fundara años mas tarde de manera oficial.                                                                                                                                                                                                                                                                                  
Fijándonos en una de las cartas geográficas de Colón,vamos a intentar descifrar que villas en su época tenia de alguna manera ya asentadas y con ello las siguientes observaciones:

lejos

      De este mapa desprendemos lo siguiente en su ampliación:


  Aquí tenemos las villas deSanto Domingo ( Santo Dominico según en el mapa ) ( fundada  segundo viaje por Colón) Buenaventura ( un poco ilegible en el mapa ) ( fundada segundo viaje por Colón) Bonao (fundada segundo viaje  por Colón) Concepción (fundada segundo viaje por Colón) Santiago (fundada segundo viaje por Colón)

5 villas

 Puerto de Plata  (fundada segundo viaje por Colón)

puertode plata

aquí Puerto Real  (fundada segundo viaje por Colón)

puerto real

y en ésta , San Juan de la Maguana («de la Maguana»,para distinguir de la isla «San Juan» de Puerto Rico)    (Maguana fué gobernada por el cacique Caonabo,el responsable de la muerte de los españoles que se quedaron en el fuerte Navidad en el primer viaje , y  fué preso por Colón segundo viaje)

san juan de la maguana

y ésta otra , Villanueva (denominada posteriormente Villanueva de Aquino , por Ovando)

villanueva

y en ésta Isabela ( «Chabela» según parece escrito en este mapa) ( fundada segundo viaje por Colon )

isabela

también tenemos a Salva (denominada después como Salva-león de Higuey o Gibraleón , por Ovando)

salvaleon

y otra villa y/o hacienda y/o caserio, aparecida en esta carta, sin nombre,que estaría en sus inicios , por su posición geográfica correspondería a la villa que posteriormente Ovando la  fundó como Compostela de Azua

azua

Y por último , tenemos aquí , y lo que nos interesa,es la la localización , en esta misma carta geográfica de Colón , de la villa de..   
                                                             SALVATIERRA

salvatierra
Concluímos, pues, que parte de las villas fundadas por Nicolás de Ovando en 1503 ya existían previamente.

                                                     COLON Y SALVATIERRA

Una vez vinculada la villa de Salvatierra con el propio Almirante,vamos a intentar poder relacionar dicha toponimía con algunas de la geografía española , tal como suceden en sus otras toponimías , en la que pudo inspirarse el Almirante:


¿sería por Salvatierra , de Álava?, ¿sería por Salvatierra de Santiago , de Cáceres?, ¿sería por Salvatierra de los Barros , de Badajoz?, ¿sería por Salvatierra , de Salamanca?


Si nos fijamos , en otras toponimias asignadas por el propio Almirante en Las Indias,y la gran coincidencia de muchas de ellas localizadas en un mismo área geográfico de Pontevedra ,como lo que exponemos a continuación:

CARTA NAUTICA

Observamos  lo siguiente:                                                                                                             
¿Podría haber otro Salvatierra en la geografía española aparte de los mencionados anteriormente en Pontevedra? .La respuesta es : Sí.                                                          
La tenemos en el área del Miño , Pontevedra ,que corresponde a Salvatierra del Miño (la asignación «del Miño»  fué a principios del siglo XX , para evitar la confusión de otros «Salvatierras«).                                                                                                            
Así pues, exponemos , como ejemplo , la ubicación de Salvatierra en uno de los mapas medievales como aquí se muestra, en el mismo área geográfico de Pontevedra:   

SALVATIERRA MAPA

                                               SALVATIERRA (del Miño)                                                         
Ya tenemos pues , Salvatierra fundada por el gobernador Cristóbal Colón , relacionada  a su vez como otra toponimía más en el mismo área geográfico de Pontevedra.                                                                                                                                                                                                                                                               De Salvatierra (del Miño) sabemos que en el año 1389 Juan I de Castilla donó Salvatierra a Payo Sorred de Soutomaior.El rey Juan II realizó una nueva cesión del señorío de Salvatierra al conde de Ribadeo. Éste la vendió en 1446 a Diego Pérez Sarmiento.                                                                                                                                                                                                                                                                                     Diez años más tarde el título pertenece a Álvaro Páez de Soutomaior.           
Heredó el señorío su hermano bastardo, Pedro Álvarez de Soutomaior, conocido con el sobrenombre de Pedro Madruga.
                                                                                      
José López Requejo , en su relato sobre  Salvatierra ( revista Mondariz año 1915) nos informa:

«..De la fortaleza de guerra que alzaba sus espesos muros y altanería de sus torres frente a la plaza portuguesa de Monçao, sólo separada por las claras aguas del Miño, quedan únicamente cimientos de torreones y lienzos de pared que la hiedra escala y los musgos barnizan. 

El castillo de Salvatierra aparece en las crónicas al mismo tiempo que el Conde de Camiña Pedro Madruga. En la novelesca historia de este magnífico aventurero, hay una fecha en que tiene precisión de pasarse a Portugal, porque el arzobispo de Compostela, D. Alonso de Fonseca, y el Conde de Monterrey con numerosa y lucida hueste, deciden correrle la tierra. 

Y entonces, cuenta Aponte, el Conde de Camiña guarneció sus ocho o nueve fortalezas y pasó la frontera «con todo lo que tenia». «Pero sus enemigos—sigue Aponte—fuéronse a más andar derechos a Salvatierra, y mirándola muy bien en derredor, parecióles muy forte, con buenas cercas, con sus torres, y en cerco y barreira y ponte lebadizo, vieron que no la podían combatir, porque estaban dentro buenos sesenta hombres bien armados, con buenos tiros de fogo, espingardas y ballestas fuertes.»    ..»                                                                

Para los que defendemos la teoría de Cristobal Colon identificado como Pedro Madruga ,esta ubicación de Salvatierra , posesión del noble Pedro Madruga ,como toponimía asignada por el Almirante Colón , nos aporta no sólo una toponimía más en Pontevedra para la teoría del Colón gallego , sino la relación a su vez también con una de las posesiones de Pedro Madruga.

                                              ARMAS ISLA LA ESPAÑOLA                                                              
Ahora fijémonos en otro apunte. En el año 1508 a la isla La Española se le conceden armas tanto a la isla como a sus villas:

Doña Johana, etc. 

Por quanto por vos los conçejos, justiçias e regidores, caualleros, ofiçialesomes  buenos  de la ysla Española por Diego de Nicuesa e el bachiller Antonio Serrano, vuestros procuradores, me hesystes relaçión que después que la dicha ysla fue por my e por la serenysyma Reyna doña Ysabel, que aya santa gloria, mi muy  e muy amada muger, fallada e ganada se auian fecho muchas poblaçiones e christianos e no se les auia dado armas e diuisas que truxesen en suspendones e pusyesen en otras partes donde las dichas çibdades e villas las suelen  traer e poner. 

Suplicandome mandase dar e diese armas a la dicha ysla para que truxiesedes en vuestros pendones e sellos e en otras partes necesarias, e asymismo  me suplicastes diese armas a cada vna de las villas que ay en la dicha ysla e yo, acatando como la dicha ysla fue por mi e por la Reyna doña Ysabel, que aya santa gloria, ganada, e como aueys seydo los primeros pobladores d’ella, de que Nuestro Señor es muy seruido e nuestra santa fee católica muy ensalçada e avmentada,e considerando los buenos e leales seruiçios que los vesynos e moradores d’esta a me aveys fecho e los grandes trabajos e peligros [q]ue aueys sufrido en 

 poblar esa dicha ysla e conquistarla e ganarla e traer a nuestra obidiençia a los yndios naturales pobladores d’ella, e porque es cosa convenible que los que bien o lealmente syruen que sean onrrados e remunerados e la dicha ysla sea mas   honrrada e ennobleçida, touelo por bien, e por la presente vos señalo e doy para que la dicha ysla tenga por  armas vn escudo colorado con las armas syguientes:

Vna vanda atravesada blanca con dos cabeças de dragones dorados en   canpo colorado de la misma / [forma] e manera que las traygo en mi guion real, e por orla castillos e leones e yugos e frechas e vna F e vna Y segund e de la  forma que aquí están señaladas e debuxados.

E otrosy a la villa de Santo Domingo señalo e doy por armas vn escudo en que están dos leones dorados e tyenen en lo alto vna corona de oro entre ambos leones e en medio d’ellos vna llaue azul en canpo colorado e en derredor çirculado el escudo con vna cruz blanca e prieta en el mismo canpo del bienauenturado Señor Santo Domingo;           

E a la villa de la Concepçión vn escudo de sangre con vn castillo de plata ençima d’el vn sobre escudo asul con vna corona de Nuestra Señora con dose estrellas de oro; 

A la villa de Santyago con vn escudo colorado con çinco veneras blancas con vna orla blanca e en ella syete veneras coloradas;

A la villa del Bonao vn escudo blanco de espigas de oro en canpo verde,e debaxo del escudo dorado; 

A la villa de la Buenaventura vn escudo e en él el sol que sale de vna nuve con algunos granos de oro todo en canpo verde; 

A la villa de Puerto de Plata vn escudo e en él vn monte verde de plata e en las puntas de lo alto vna F e vna Y de oro coronadas e en lo baxo vnas ondas blancas e asules:

E en la villa de San Juan vn escudo blanco e en él vn aguila negra con vn libro en la mano con vna orla dorada e en ella çinco estrellas de sangre;

E [a] la villa de Conpostela vn escudo asul e en él vn estrella blanca e en lo baxo  vnas ondas azules e blancas; 

A la villa de Villanueva de Aquino (sic) vn escudo colorado e en él vn castillo dorado sobre vnas ondas; 

A la villa de Verapaz vn escudo con vna paloma ençima que tiene vn ramo verde en el pico asentada sobrel / arco del çielo de diuersos  colores e en lo baxo vna paz; 

A la villa de Salualeon vn escudo e en él vn leon morado el canpo blanco e el asyento de sangre e en lo baxo dos cabeças de onbres;

E en (sic) la villa de Santa Cruz vn escudo e en él vna cruz blanca en canpo colorado con vnos fuegos blancos alderedor; 

A la villa de Saluatierra vn escudo e en él vn grifo de oro sobre sangre; 

A la villa de Puerto Real vn escudo e en él vna nao dorada sobre vnas ondas e canpo asul; 

A la villa de Lares de la Guahaua vn escudo verde e en él vna syerpe de oro en canpo verde con vna orla blanca, 

segund e en la manera que aquí pareçen todos debuxados los dichos escudos con los mismos colores e metales que son estos que están figurados enderedor del  escudo e armas de la ysla. Las quales dichas armas doy a la dicha ysla e a cada vna de las dichas villas segúnd e de la manera que arriba va declarado por sus armas conosçidas para que las podades thener e poner en vuestros pendones e sellos e otras partes donde  quisyeredes e fuere menester;

e otrosy es mi merçed e voluntad que todas las partes donde ovieredes de poner e pusyeredes las mis armas reales podays poner en el escudo la figura de la dicha ysla Española de la misma forma e manera que esta puesto en las armas reales que aqui van figuradas; e por esta mi carta mando a la Reyna doña  Juana, mi muy cara e muy amada fija, e al prinçipe don Carlos, mi  muy amado nieto, a los ynfantes, duques, prelados, condes, marqueses, ricos omes, maestros de las hordenes e a los del mi con / sejo e oydores de las mis abdiencias e alcaldes e alguasyles de la mi corte e chançilleria, e a los priores, comendadores e     subcomendadores, alcaides de los castillos e casas fuertes e llanas e a todos los conçejos, asystentes, corregidores, alcaldes, alguasyles, regidores, caualleros, escuderos, ofiçiales e omes buenos de todas las çibdades e villas e logares de todos los mis reynos e señorios e a todas e qualesquier personas a quien lo contenido en esta mi carta toda e atañe e atañer puede e a cualquier d’ellos que vos guarden e cunplan esta dicha mi carta, e contra el thenor e forma d’ella vos no vayan ni pasen ni consyentan yr ni pasar en tiempo alguno ni por alguna manera, e los vnos ni los otros no fagades ni fagan ende al por alguna manera, so pena de la mi merçed e dé cada* diez mill maravedís para la mi camara a* cada vno que lo qontrario hisyere; e demas  mando al ome que vos esta mi carta mostrare que vos enplase que parescades ante mi en la mi corte doquier que yo sea del dia que vos enplasare fasta quinze dias primeros syguientes no la dicha pena, so la qual mando a qualquier escriuano publico que para esto fuere llamado que dé ende al que vos la mostrare testimonio sygnado con su sygno,porque yo sepa como se cumple mi mandado.  

Dada en la muy noble e muy leal çibdad de Seuilla, a syete días del mes de sisyembre año del Nasçimiento de Nuestro Salvador Jhesuchristo de mill e quinientos e ocho años.                                                

                                                           YO EL REY.      

        Observando , pues ,  las armas concedidas a la villa de Salvatierra de la Sabana  tenemos:                                                                                                                         
    «..A la villa de Saluatierra vn escudo e en él vn grifo de oro sobre sangre..»

grifosalvatierra
          El símbolo «Grifo» es una invocación de diversos animales  , pudiendo ser dragones , representaciones y/o combinaciónes  de varios animales , p.ej, león y águila ,etc..

                                    escudosalvatioerra escudo

   

Por la parte que pudiéramos analizar en lo que respecta a Pedro Madruga , hoy en día tenemos el sepulcro de su hermanastro  Alvar Paez de Sotomayor , fallecido en 1468 , en la capilla de San Andrés de la Catedral de Tuy . En esta capilla se encuentra también el sacórfago del Obispo de Tuy , Juan Fernandez de Sotomayor , tio-abuelo de Alvar y Pedro , fallecido en 1423.

Remontándonos a los orígenes de la capilla de San Andrés , tenemos que fué mandada construir por el dicho Obispo Juan Fernandez de Sotomayor en 1422, y poco después de su muerte fué sepultado en ella. Años mas tarde  también fué sepultada en dicha capilla otro familiar , tia del Obispo , Doña Ines de Sotomayor ,a la vez tia-bisabuela de Pedro Y Alvar.                                                                                                    
Pero en el año 1464 , la boveda de la capilla San Andrés causaba bastantes problemas , fecha en la que según un protocolo la capilla amenazaba ruina por culpa :                                                                                                                                 
 «da bobeda de cima que se quer queir se non he socorrida,por lo que el cabildo acordó con Martín de Paredes,de acabarem la capilla Sant Andre que o bispo don Juan començou,estableciendo dicha concordia que començase  logo em este inverno a quebrar a pedra que fose mester para acabar a dita obra e despois de quebrada..que logo começaria a lavrala e asentar enno  veraano fasta acabar a dita capela que no desistiria da dita hobra».

Alvar Paez de Sotomayor  , fué el que se encargó de la restauración de dicha capilla San Andrés de Tui..                                                                                                                       
Cuando fallece Alvar Paez de Sotomayor en el año 1468 como consecuencia de las luchas irmandiñas , redactó un testamento poco antes  , aunque desconocemos sus cláusulas.                                                                                                                                           
Pero tenemos precisamente que  en uno de los testamentos de su hermano Pedro Madruga ,nos sitúa el sepulcro de su hermano junto la del Obispo:                                          
«..e mando, que meu corpo sea sepultado dentro da capela questá dentro da Yglesia da Ciudad de Tuy,que fezo meu Señor tío o Obispo Don Juan de Soutomayor,junto y a par donde hastá enterrado meu Señor Yrmao  Alvaro  Paz de Soutomayor,cuia ánima Deus aia  ..» 

Dicho esto , si nos centramos actualmente en la capilla de San Andrés sorprendentemente nos encontramos que en el interior de dicha capilla está decorada por dragones y … GRIFOS .

Centrándonos en el sepulcro de Alvar Paez de Sotomayor  , está bajo un arcosolio , donde tiene labrada sus armas de Sotomayor :

panteon sotomayor                                             Sepulcro Alvar Páez de Sotomayor                                                                                  (fuente imagen : Marta Cendón Fernández


Por emplazamiento adosado al muro era muy difícil apreciar su cara posterior , pero según recientes descubrimientos está tallado en ambos lados. Mendez Cruces en 1991 descubrió mediante fotografias a base de espejos que han revelado la existencia en dicho lateral del sacórfago de tres escudos, el del medio contiene un león rampante coincidiendo con armas de los Sotomayor en Portugal , donde también figuran un león rampante al timbre.                                                                                                                                        

Y precisamente los escudos restantes  , nos encontramos representados con                                             …GRIFOS.

Este es un croquis aproximado por parte de Mendez Cruces del lateral oculto:                                                          

ttuy 4 


                                                                      APÉNDICE 


                                 Historia de las Indias,Fray Bartolomé de Las Casas                           
                  Historia General de los hechos castellanos ( Antonio de Herrera , 1625)               
                                     La Ilustración Artística , Colón , octubre 1892                               
                                                Marta Cendón Fernández                                                         
                                     Manuscrito 1508 armas villas La Española privilegio armas1508 1 

privilegio armas1508 2

                                                   SALVATIERRA (del Miño)                                                                                                           (boceto año 1706)               SALVATIERRA MIÑO 1706

                                                     SALVATIERRA (del Miño)                                                                                                           (boceto año 1640)      

salvatierrra

                                                  

                                              SALVATIERRA (del Miño)                                                                                                            (boceto año 1646)

fuerte marques de Aytona en 18 de septiembre de 1646

 

Colón gallego

Ocultación de su origen

Como base y punto de partida, hemos de evidenciar que Cristóbal Colón, secundado por su hermano e hijos, mantuvo con tenaz empeño su propósito de ocultar su origen y patria, en lo cual convienen todos los historiadores, y la mejor muestra de ello son las declaraciones de su propio hijo:

“…quiso que su patria y origen fueran menos seguras y conocidas”

“…quiso que el Almirante imitase al mismo Cristo, que siendo sus antecesores de la sangre real de Jerusalén, tuvo por bien que sus padres fueran menos conocidos”

“…Fue su voluntad que sus padres fuesen menos conocidos, de modo que cuanto fue su persona a propósito y adornada de todo aquello que convenía para tan gran hecho, tanto menos conocido y cierto quiso que fuese su origen y patria…”

Su hijo Fernando Colón, también cita unos versos que según disponía en su testamento, debían ser colocados en la fachada de la casa que había edificado en Sevilla a orillas del Guadalquivir, para vivienda suya y albergue de su monumental Biblioteca:

“Precien los prudentes la común estimación, pues se mueven las más gentes con tan fácil ocasión que los mesmos que lanzaron de sus casas, por peor, de que bien consideraron, Juzgan hoy ser lo mejor”

Estos versos, que no llegaron a ponerse en la fachada del palacio de Fernando Colón, venían a decir que la familia que edificó este palacio, fue en otro tiempo echada de sus casas por los mismos que hoy le tributan los más altos honores.

En sesión celebrada por laAcademia de la Historia, el 30 de abril de 1926, se presentó la siguiente proposición, que fue aceptada e incorporada al acta:

 “que si bien es cierto que hasta ahora no hay prueba suficiente para declarar que Colón nació en Pontevedra, tampoco la hay de que nació en Génova”.

Sigue leyendo Colón gallego

SOBRE ARMAS INÉDITAS DEL ESCUDO DE CRISTOBAL COLÓN.

A 3

En un manuscrito inédito ,hallado en la biblioteca de Madrid allá por el año 1950 , cuyo titular , Colección de Armas y Blasones de Indias  y cuyo autor , Fernando Martínez de Huete (funcionario del Consejo de Indias de mediados y finales del siglo XVIII, autor de estimables trabajos históricos y geográficos.),se nos muestra inédito una parte del escudo de Cristóbal Colón,diferente al que conocÍamos hasta el día de hoy.Pero antes,vamos a dar un poco de introducción sobre el tema del escudo de Cristóbal Colón.

                                          EL ESCUDO DE ARMAS DE CRISTOBAL COLÓN

Hasta ahora tal como conocemos sobre el escudo de armas de Cristobal Colón,cuando los Reyes Católicos,allá por el año 1493,después del éxito de su descubrimiento en su primer viaje de las Indias , le conceden un escudo de armas a Colon cuya descripción decía así:

D,Fernando é Doña Isabel &c.Por facer bien é merced á vos D.Cristóbal Colon,nuestro Almirante de las Islas é Tierra-firme por nuestro mandado descubiertas, é por descubrir en el mar Océano en la parte de las Indias : acatando los muchos é leales servicios que nos habeis fecho, é esperamos que nos fareis,especialmente en poner vuestra persona como la posistes á mucho arrisco é trabajo en descobrir las dichas islas;é por vos honrar é sublimar,é porque de vos é de vuestros servicios é linage é descendientes quede perpetua memoria para siempre jamás,habemos por bien,é es nuestra merced,é vos damos licencia é facultad para que podades traer é traigades en vuestros Reposteros é Escudos de armas ,é en las otras partes donde las quisieredes poner de mas de vuestras armas encima dellas un Castillo é  un León, que Nos vos damos por armas.conviene  á saber, el Castillo de color dorado en campo verde,en el cuadro del escudo de vuestras armas en lo alto á la mano derecha,y en el otro cuadro alto á la mano izquierda un León de púrpura en campo blanco rampando de verde,y en el otro cuadro bajo á la mano derecha unas islas doradas en ondas de mar,y en el otro cuadro bajo á la mano izquierda las armas vuestras que solíades tener, las cuales armas sean conocidas por vuestras armas,é de vuestros fijos é descendientes para siempre jamás.


E por esta nuestra Carta mandamos al Pincipe D.Juan,nuestro muy caro é muy amado Fijo,é á los Infantes,Prelados,Duques,Marqueses,Condes,Maestres de las Ordenes,Ricos-homes,Priores,Comendadores,é Subcomendadores,Alcaldes de los Castillos é casas fuertes é llanas ,é á los del nuestro Consejo,Alcaldes,Alguaciles é otras Justicias cualesquier de nuestra Casa é Corte,é Chancillerías,é á todos los Concejos,Corregidores,Asistentes,Alcaldes,Alguaciles,Regidores,Caballeros,  Jurados,Escuderos,Oficiales,Homes-Buenos de todas las Ciudades,é Villas,é Lugares de los nuestros Reinos é Señoríos,que vos dejené consientan traer,é que traigades las dichas armas que Nos vos así damos de suso nombradas é declaradas , é en ello vos non pongan ni consientan poner a vós ni a los dichos vuestros fijos é descendientes ,embargos ni contrario alguno,é de si esto que dicho es quisiéredes nuestra Carta de Provisión mandamos al nuestro Chanciller é Notarios é á los otros Oficiales que estan á la tabla de los nuestros sellos que vos la den,é libren,é pasen,é sellen.

Dada en la Ciudad de Barcelona á veinte dias del mes de Mayo del nascimiento de nuestro Señor Jesucristo de mil cuatrocientos noventa y tres años.

En cuanto a la parte referente de las armas de Colón,

tenemos a uno de los investigadores de la tesis gallega coloniana ,Manuel Doval en uno de sus artículos, donde expone que  Cristóbal Colón y  Pedro Álvarez de Sotomayor usaron el mismo escudo de armas.

                                        LA MODIFICACIÓN DEL ESCUDO DE CRISTOBAL COLÓN

    Mas pronto de lo que pudiera ser esperado, el escudo concedido por los Reyes fue modificado por su descendencia, Diego y Hernando Colón. Si bien estas modificaciones fueron hechas de «motu proprio», en 1502 en la publicación del “Libro de los Privilegios” (libro que fue publicado para defender los derechos del Almirante como descubridor de nuevas tierras), se imprime en la portada un nuevo escudo. Este presenta las siguientes diferencias con el escudo oficial: las armas del primer y segundo cuartel fueron modificadas para representar las de Castilla y León, las islas del tercer cuartel fueron modificadas acompañándolas de una «tierra firme» en punta, con el fin de añadir las nuevas tierras continentales ya descubiertas, y el cuarto cuartel colocaron cinco anclas para señalar su dignidad de Almirante, pero no derechas, sino tumbadas hacia la derecha; las armas primitivas, las que «soliades tener» según el decreto real, fueron trasladadas a un «entado» inferior. 

Con respecto a las 5 anclas,

podriamos interpretar,al relatar Cristobal Colón :«..no soy el primer almirante»,como reflejo de haber tenido antepasados almirantes,siendo el mismo Colón el quinto Almirante.

Con similitud,tenemos la interpretación de otro investigador de la tesis gallega coloniana ,Alfonso Philippot,donde expone a los antepasados familiares de Pedro Álvarez de Sotomayor  (contando al propio Pedro ) identificando tambien a cinco almirantes.

Otro investigador de la misma tesis  ,Antonio Pedro de Sottomayor,,expone también  argumentos sobre el tema de los antepasados almirantes de Pedro Álvarez de Sotomayor , en los artículos: no soy el primer almirante 1 , no soy el primer almirante 2 , no soy el primer almirante 3 , no soy el primer almirante 4.

                                              EL ESCUDO DE LA VILLA DE SOTOMAYOR

Cristobal de Sotomayor , uno de los hijos de Pedro Álvarez de Sotomayor ,que sabemos que estuvo al servicio de los Reyes Católicos (algunos de sus hermanos tambien  sirvieron en la Corte ), fué uno de los que arribó a  las Indias junto  Diego Colón,y que,muchos consideran que fué el que más tuvo «privilegios» y «poderes» en las Indias,junto al virrey Diego Colón,donde fundó el primer poblado en el Sitio de la Aguada, con el nombre de Villa de Sotomayor .Se cree que en algún punto de esta zona desembarcó Colón en 1493 durante su segundo viaje al Nuevo Mundo.

 La Villa de Sotomayor sólo tuvo un año de existencia, ya que, en el 1511, fue atacada y quemada y asesinados todos sus moradores por los indios de la región, salvándose, malherido, solamente el intérprete Juan Gonzáles. Pero aún así, el pueblo de Sotomayor,  resurgió de sus cenizas, en el mismo lugar, no una vez, sino muchas veces. 


En ese mismo año de 1511, el Rey Fernando dispuso que se levantara un monasterio en la Isla de San Juan Bautista, lo cual dio origen a la Ermita del Espinar. Entonces ocurrió el cambio de nombre de Villa de Sotomayor al de San Francisco de Asís de la Aguada, por ser Franciscanos los frailes que vinieron a fundar dicho monasterio. Este fue terminado en el año 1516. Trece años después, en el 1529, los indios mataron a los frailes y quemaron la ermita, siendo su sangre la primera sangre mártir de Puerto Rico y quizás de todo el Nuevo Mundo. Tres años antes del acontecimiento mencionado en el párrafo anterior, en el 1526, el Rey Carlos I fundó, por Real Cédula, el poblado permanente de Aguada. 

En el escudo de la villa de Sotomayor,observamos ,relacionado con la mar tambien,a naos y/o carabelas ,siendo la misma cantidad de cinco,como en el caso de las cinco anclas del escudo de Cristobal Colón:

Otra villa fundada por Cristobal de Sotomayor,fué la «villa de Guanica«,cuyo escudo de armas , quedó representada de la siguiente forma:

El primer cuartel nos presenta un bohío o caney amarillo con corona de oro sobre fondo azul. Estos símbolos representan la autoridad indígena de la isla de Puerto Rico. El cacique principal de Borinquén, Agueybaná, tenía su Yucayeke o pueblo en la región de Guánica. Esta condición hacía de esta región la capital indígena de la isla.

En el segundo cuartel aparece el blasón de los Ponce de León rama de Puerto Rico, un león rampante color púrpura sobre fondo plateado para perpetuar la memoria de Don Juan Ponce de León, el primer colonizador y gobernador. En agosto de 1508, desembarcó por la bahía de Guánica donde estaba el poblado indígena de Agueybaná.

El tercer cuartel nos muestra las armas de la noble y muy antigua familia Sotomayor. El campo de plata de tres fajas jaqueados de gules y oro (rojo y amarillo) cargadas cada una de un ceñidor de sable. Don Cristóbal de Sotomayor fijó su residencia en la región de Guánica y fundó el primitivo poblado de Guánica en el año 1510 al que llama Villa Tavera o Tábora en honor a su madre la Condesa de Camiña. Dicho acto fue el primer homenaje rendido a una madre en Puerto Rico. Aquí tuvo el desenlace fatal que le costó la vida , la india Guanina y sus compañeros a manos de los indios.

El cuarto cuartel nos presenta la gran Bahía de Guánica, ondas azules y doradas representando las olas del mar y las arenas de sus playas. 

En la parte inferior se encuentran dos razas verdes de la caña de azúcar, símbolo de la industria azucarera.

Coronando el escudo, tenemos la corona mural de tres torres, insignia municipal de pueblo. De color dorada, nos muestra siete ventanas pintadas de azul representando a los barrios al momento de la creación del mismo. Antiguamente las ciudades principales estaban protegidas por murallas que representaban la unión entre sus habitantes y su común defensa.

                                                                  EL ARCHIVO SECRETO

En cuanto al tema que nos ocupa,sobre la parte inédita del escudo de Cristóbal Colón,diferente al que oficialmente se nos ha mostrado hasta el día de hoy,tenemos,como ya dijimos anteriormente,que realiza Fernando Martinez de Huete(S XVIII),para la formación del Archivo de Indias;Fernando recopila archivos,manuscritos,etc de siglos anteriores que formaban parte ,entre otras,de un archivo secreto.

Una institución tan importante como es el Consejo de Indias , donde desde 1636 y por Ordenanzas reales ,se estableció la formación de un archivo secreto ,donde conservar no sólo los documentos emitidos y recibidos para el gobierno y la administración de ultramar,sino también todas aquellas obras manuscritas e impresas que estuvieran escritas o se escribieran en adelante sobre materias de Indias,con el fin de hallar prontamente cualquier información que sobre tan importantes territorios fuera solicitada.

  Pero,cuál fué realmente el origen de este archivo,cómo llegó a adquirir tan curiosa fisonomía,cuál fue el valor que le dieron sus contemporáneos,cuál su uso efectivo e incremento de sus fondos.

Las primeras noticias relativas a la existencia de un archivo secreto donde conservar los documentos producidos y recibidos por el Consejo de Indias en el ejercicio de sus funciones,se remontan al año de 1571 y a las Ordenanzas que con esta fecha fueron dictadas para el gobierno y funcionamiento de tan importante institución.

Debemos esperar al año de 1636 para unas nuevas Ordenanzas que ampliaron la normalización del funcionamiento y objetivo del archivo secreto.

El principal testimonio con el que contamos en este sentido,nos lo proporciona Baltasar deTobar,Agente Fiscal del Consejo en 1683 y encargado de localizar y sistematizar en un resumen de Bulas concedidas para Indias conservadas en dicha institución.Fruto de su trabajo fue el conocido Compendio Bulario Indico,concluido en 1694 y actualmente editado por M.Gutierres de Arce,junto a otros documentos relativos a su persona.Gracias a ellos sabemos que Baltasar de Tobar organizó y consultó para desarrollar su comisión,no sólo el archivo secreto del Consejo de Indias,sino también otros fondos documentales allí conservados y que sin duda,se habían ido creando en las Secretarías del Perú y de Nueva España con los papeles por ellas tramitados.

En cuanto al archivo secreto,en repetidas ocasiones diversas personas fueron propuestas para que desempeñaran el cargo de archivero-bibliotecario estipulado en las Ordenanzas de 1636,sin que en ningún momento la resolución fuera favorable.La existencia de archivos en las Secretarías y la escasez de fondos documentales de importancia en el secreto,impidieron la regulación de un archivo que ya a mediados del siglo,tal y como se evidencia en el inventario que de sus fondos se realizó en 1766,se había convertido en una importante biblioteca americanista integrada por más de trescientas obras impresas y manuscritas.

El escaso valor que los contemporáneos otorgaron a tan valiosos fondos se patentiza claramente en los repetidos informes que secretarios,fiscales e incluso archiveros del Consejo,emitieron siempre que se propuso su arreglo y definitiva constitución.

Así ocurrió,por ejemplo,cuando en 1785 Fernando Martínez de Huete,por entonces oficial de la Secretaría del Perú,se ofreció para desempeñar el empleo de archivero-bibliotecario del secreto en atención a sus méritos.

Cinco años más tarde,en 1789,distintos informes denegaron su propuesta.Su cargo,ya entonces de archivero de la Secretaría,impedía que desempeñara otro empleo en la administración,además el contenido fundamentalmente bibliográfico del archivo secreto reducido según informe del ministro-archivero,Juan Antonio de la Cerda,a un armario grande donde sin métodos se conservan muchos libros impresos,medallas,estampas,monedas..sin índice ni guía para su manejo,hacía a su juicio innecesario el nombramiento de una persona adscritaa este centro.

                                                         FERNANDO MARTÍNEZ DE HUETE

Fernando Martínez de Huete,ingresó como oficial duodécimo  de la Secretaría del Perú en 1778,tras haber sido comisionado en distintos encargos por el Consejo,como fué el arreglo de los papeles y formación del inventario de la Escribanía de Cámara que realizó hacia 1770.

Fue un hombre muy vinculado a los archivos y a la documentación indiana.

Sabemos que en 1761 arregló el archivo del convento de San Ildefonso de las Trinitarias Descalzas del rincón de Soto ya que en 1778,siendo oficial de la Contaduría Principal de Rentas Generales del Reino,se le encargó que pasase a Sevilla a reconocer los documentos de Indias conservados en dicha ciudad.Más tarde,en 1781,y sin abandonar su carrera burocrática,el Duque de Villahermosa le nombró archivero de su Casa y Estados y en 1786 alcanzó el puesto de archivero de la Secretaría del Perú.

                                         ARMAS INÉDITAS ESCUDO CRISTÓBAL COLÓN.

En una de las obras manuscritas que plasmó Fernando Martínez de Huete, Colección de Armas y Blasones , curiosamente nos encontramos,con referencia a las armas del  escudo de Cristobal Colón ,lo siguiente:

Si nos centramos en la parte de armas de Cristobal Colón,




curiosamente las armas del escudo de la casa Sotomayor también contienen tres bandas..:

                                                                      CONCLUSIÓN

Si Cristóbal Colón fuese realmente Pedro Álvarez de Sotomayor , ¿podría ser este escudo de armas,uno de los propuestos por el propio Cristóbal Colón ,ó descendientes,que se echarán para atrás, por aquello,según palabras de su hijo Fernando Colón,de:

«…TANTO MÁS QUISO QUE SU PATRIA Y ORIGEN FUESEN MENOS CIERTOS Y CONOCIDOS..»  ?

                                                      

                                                BIBLIOGRAFIA:

                                            ARCHIVO SECRETO

                LA FUNDACION GENERAL DEL ARCHIVO DE INDIAS

                                   MANUSCRITO INEDITO 1950

                      CEDULA ARMAS REYES CATOLICOS COLON

                                           MEXICO HERÁLDICO

                                                                           GUANICA

                                                 AGUADA LA VILLA DE SOTOMAYOR

                                        CARTA TERESA DE TAVORA A JUANA LA LOCA

                     HIJOS PEDRO ALVAREZ DE SOTOMAYOR EN LA CORTE
                  

MÁS SOBRE COLÓN GALEGO

1987.Cristóbal Colón era galego.03

MÁS  SOBRE  COLÓN  GALLEGO

En primer lugar agradecemos a Xosefina López de Serantes el trabajo ímprobo y desinteresado al borde del altruismo imposible, pues conozco la situación económica de esta gran escritora gallega.

Grande por sus obras y escritos y grande por su personalidad y enorme generosidad. Digna, bondadosa en extremo, como sólo las gallegas son capaces de serlo. Madre de siete hijos, esposa sufrida, que sonríe a la vida cuando su compañero gravemente enfermo, muestra un momento de normalidad en su estado físico.

Seguidamente, disculparnos por haber omitido su firma al pie del artículo, cosas de la imprenta… ella ni siquiera nos llamó la atención en su última carta, mejor, nos felicita por nuestro trabajo enviándonos al mismo tiempo un recorte de periódico sobre un artículo del periodista J.M. Laredo, especialista en cruceiros gallegos.

¡Gracias Doña Xosefina!

De tal artículo extraemos las líneas siguientes:

Este ejemplar que para hoy hemos dibujado da y dio lugar a polémicas y discusiones entre eruditos más que ningún otro, y es debido a su inscripción: “Juan Colón Rº año 1490”.

Se encuentra en Portosanto muy cerca de Pontevedra. En el comienzo de la carretera C550 camino de Sanxenxo, baja por la izquierda un camino; doblando a la derecha se encuentra la Casa de Colón.

La obra en sí no reviste una importancia excepcional aunque resulta muy original su estructura. Se compone de un pedestal cúbico donde se aprecian claramente dos huesos cruzados, una columna monolítica y, colocada sobre ella, una cruz decorada pero desnuda de figuras. Las formas y dimensiones de esta cruz, curiosas e infrecuentes, hemos procurado reflejarlas en nuestro dibujo.

Dos son los problemas que plantea esta obra: fecha y apellido Colón.

Josefina López de Serantes dice que Prudencio Otero descubrió la inscripción (ahora ilegible) y que el arqueólogo Luis Gorostolo la descifró a principios de siglo (XX), tal como la hemos transcrito más arriba.

Nosotros pensamos –continua el periodista- que se leía textualmente: “Joan de Colón R año 1490”.

En otro apartado dice: El estilo de la obra, la decoración de su cruz especialmente y también la carencia de figuras, nos permite admitirlo como del siglo XV, además de la opinión de conocidos eruditos.

El otro de los problemas, llamativo y polémico al mismo tiempo, se refiere al apellido Colón y su relación con el navegante universal; pensamos que las ideas de Celso García de la Riega no son tan disparatadas como algunos quieren ver. De ser genovés, ¿por qué el especial interés en ocultar su origen?. No tendría problemas al ofrecer sus servicios al Rey Aragonés y casi italiano Fernando; sí los tendría con Isabel al presentarse como judío o gallego, esto sí sería motivo de cualquier mal para Cristóbal Colón, termina escribiendo J.M. Laredo.

 

López de Breogán

A Nosa Voz, enero 1988

El secreto de Colón, ¿está en el Vaticano?

02.Cristóbal Colón.El secreto de Colón...01

Como celebración de los 522 años del descubrimiento, os regalo este artículo de Josefina.

Fue uno de los últimos que escribió sobre Cristóbal Colón. A pesar del tiempo transcurrido, sé que a los interesados en el tema les sorprenderá algún dato desconocido por ellos. Ya en su libro “El enigma del gran Almirante”, publicado va a hacer ahora un año, el prologuista Guillermo García de la Riega, entre otras muchas cosas,  dijo:

“…aporta datos históricos, fehacientes y contrastables, también incluye documentación novedosa, alguna yo no la conocía y creo que otros colonianos con conocimientos más profundos en el tema que yo, tampoco…”

Espero os guste y os ilustre.

 EL SECRETO DE COLÓN, ¿ESTÁ EN EL VATICANO?

 Cristóbal Colón y su beatificación futura.

Pío IX no llegaría a ver la culminación de su gran deseo,

puesto que fallecería antes de que la

Sagrada Congregación de Ritos examinase

los testimonios y documentos aportados.

En más de una ocasión me he hecho esta pregunta, posiblemente absurda, pero me resultó difícil no volver a pensar sobre ello. Y todo comenzó bastantes años atrás, al enterarme del intento de llevar hasta los altares la conflictiva personalidad de Cristóbal Colón.

Biografía del almirante

Me pareció que era una idea tremendamente ambiciosa y sin duda equívoca, pero lo cierto es que fue amparada por dos pontífices del siglo pasado, estando su origen en la petición de Pío IX al escritor francés Roselly de Lorges de que escribiese una biografía del almirante lo más documentada posible.

El conde Roselly, que en su época fue un destacado historiador, puso un gran interés en su cometido, pero fue inevitable que la obra presentase grandes lagunas. Pío Nono, quizás un poco desilusionado, dejó pasar de este modo hasta trece años, en que recibió una carta del cardenal Donet, arzobispo de Burdeos, que proponía al pontífice «la veneración por los fieles hacia el servidor de Dios, Cristóbal Colón, solicitando encarecidamente que se introdujese dicha causa por vía extraordinaria».

Y esto dio origen a que surgiese la conflictiva obra de León Bloy ya con un fin concreto: «Cristóbal Colón y su beatificación futura».

No obstante, Pío IX no llegaría a ver la culminación de su gran deseo, puesto que fallecería antes de los seis años exigidos para que la Sagrada Congregación de Ritos procediese al examen de los testimonios y documentos aportados.

León XIII

Su sucesor, León XIII, pontífice que se recuerda por su sabiduría y austeridad, vivió momentos conflictivos antes de reanudar la causa ya establecida, y por lo mismo, decidió recurrir a todo el poder de la iglesia para investigar los orígenes y la vida del descubridor, tanto en España como en Portugal y en Génova.

Después de un intento fallido, la causa se reanudó por segunda vez, respaldada nada menos que con las firmas de 850 obispos, eligiéndose como postulador al erudito José Bladi, que gozaba de gran consideración en el Vaticano y que era Genovés.

Pese a los auspicios, la beatificación proyectada resultó mucho más difícil de lo que en un principio se había pensado, puesto que los congregantes acogieron con muchas reticencias, frases como la de Roselly, que afirmaba que «Cristóbal Colón fue un santo, ofrecido por la voluntad del Señor, allí donde Satanás era un rey», y la de León Bloy que solicitaba la santidad para su patrocinado, afirmando que «la esclavitud fue una escuela de abnegación y mansedumbre».

 El origen semítico

Es evidente, que también surgió la posibilidad del origen semítico del almirante, tan patente en sus hechos y en sus escritos, aunque también es cierto que son muchos los nombres que con ese origen o ascendencia se encuentran en el santoral, como sucede con Santa Teresa de Jesús.

El amor de su vida

Luego, es comprensible que sucediesen acaloradas discusiones sobre la relación que el descubridor sostuvo con Beatriz Enríquez, el gran amor de su vida, y de la cual nació su hijo Fernando, sin que llegase nunca a contraer matrimonio, actitud que contrastaba con sus austeras costumbres, ya que ni aún sus más encarnizados enemigos pudieron acusarlo de libertino, cosa que precisamente no sucedió con su hermano Bartolomé, que llegó a ser llamado por los historiadores el “don Juan de las Indias”.

Así sucede que al finalizar los actos de la Congregación y efectuar el escrutinio, hay la inevitable sorpresa de que de aquellos numerosos votos, quede solamente uno afirmativo.

De este modo se cierran definitivamente los archivos eclesiásticos, guardando quizás para siempre lo que podría esclarecer muchos misterios. Sin embargo, a nosotros los gallegos, nos interesaría posiblemente mucho más, el estudio minucioso con los modernos métodos con que se cuenta hoy día, de los meritorios trabajos de Celso García de la Riega, el gran historiador e investigador pontevedrés que con su gran capacidad de cultura pronunció ante el mundo el origen gallego del almirante.

Josefina López de Serantes

El Correo Gallego, 5 de Agosto de 1990

MANUSCRITO INÉDITO DE VALLE-INCLÁN

Sent.De Valle Inclán.01   Sent.De Valle Inclán.02

Hallado en Pontevedra un manuscrito inédito de Valle-Inclán.

Escrito en 1922, es un prólogo a un libro gallego de Colón de Prudencio Otero, sobre el origen.

Rafael LANDÍN CARRASCO

Rebuscando pacientemente viejos papeles de familia Otero, entre tantos y tantos documentos privados, surge una haz de cuartillas amarillentas, escritas a lápiz con una letra que produce un trémolo de emoción: es la caligrafía inconfundible de Don Ramón María del Valle-Inclán.

Son diez cuartillas autógrafas y firmadas por Valle, que yacen olvidadas e inéditas en una casa de Pontevedra desde 1922. Fueron enviadas entonces a Don Prudencio Otero Sánchez, para prologar su libro “España, patria de Colón”, editado ese año por Biblioteca Nueva e impreso por Rivadeneyra en Madrid. Pero transcribamos sin dilaciones el texto:

 

Prólogo

Estamos ante uno de los libros que sugieren mayores dudas respecto a la patria de aquel prodigioso visionario que aseguró llamarse Cristóforo Colombo. La sagaz confrontación de fechas que se hace en el transcurso de estas páginas nos advierte toda la indudable falsedad de la genealogía que le hace hijo de Doménico Colombo.

Parece comprobado que el Almirante sabía mal la lengua toscana, y hoy mismo podemos constatar que en su correspondencia con sujetos italianos, empleó preferentemente la parla de Castilla. Si alguna vez se valió del toscano, lo hizo con notable torpeza. Esta ignorancia, y acaso otras mayores razones, que podemos presumir pero no aquilatar, pusieron desde los orígenes una atilde de duda sobre las palabras del Almirante cuando se declara nativo de Génova. A este propósito basta recordar lo que escribe Don Fernando Colón; (Ojo) Nota para Don Prudencio: Aquí deben venir las palabras donde Fernando Colón cita las diferentes ciudades de las cuales se supuso natural a su padre Don Cristóbal. Yo no tengo aquí el libro. Calzada hace esta cita. Ahí puedes verla y transcribirla.

                                   “Que Cristóbal Colón haya ocultado

                                    su patria verdadera, atribuyéndose la

                                    genovesa, no es de maravillar”

Que Cristóbal Colón haya ocultado su patria verdadera atribuyéndose la genovesa, no es cosa para maravillar. ¡Acaso sus horas no habían sido las de un santo, antes aparecer en la Corte de los Reyes Católicos! Hartos hechos hay en su vida por donde colegir que era hombre engañoso, suspicaz y cruel. Pero esto, siendo mucho, no es bastante para hacerle nacer en Galicia. En tal respecto, alguna de las razones de este libro se me antojan más ingeniosas que veraces. Lo indudable es el alma gallega que lleva en su almario el Almirante. Era solapado y tenaz; amigo del dinero y cruel en el mando. Receloso y envidioso. ¡Y tan desconfiado, que dondequiera sospecha traiciones! Su iluminismo práctico parece de entre Miño y Sil. El Almirante Don Cristóbal Colón es el alcaloide del espíritu gallego. Al ser preguntado de dónde era, pudo responder como esos mozuelos emigrantes que con el hato a la espalda corren los caminos buscando fortuna: “Yo soy de Santa María de Todo el Mundo” Y en los tiempos de aquel nauta iluminado, la sede de esta gran feligresía era la República de Génova.

 

En este libro, por tantos motivos sugerido, se esbozan los motivos de un pleito con la Real Academia de la Historia. La docta Corporación aparece como un monstruo en sopor; monstruo sagrado que asoma el hocico por entre los velos del Templo.

Este libro, alegato en pro de la patria galega del Almirante, es un fervoroso ejemplo: Su autor Don Prudencio Otero Sánchez, se aplica a escribirlo tras una vida de labor fecunda en América y en España. Varón esforzado, siempre con la mano pronta para la dádiva y el corazón pleno de afectos. Cuando tiene bien ganado su derecho al reposo, una nueva y generosa actividad lo enciende.

Este libro es último tributo a su pueblo y a sus gentes, de un hombre que, florida la barba como un viejo patriarca, no sabe nada de los egoísmos de la vejez.

 

Valle-Inclán

Don Ramón, en su hermosa “parla castellana”, va desgranando ideas y sentires a lo largo del exordio; pone en tela de juicio la identificación de Cristóbal Colón con Cristóforo Colombo y su genealogía genovesa, encuentra más ingeniosa que veraz la tesis del libro; traza una semblanza del Almirante llena de sombras que se correspondería con el aguafuerte que esboza de las gentes de “entre Miño y Sil”; alude a la Real Academia de la Historia como un monstruo sagrado en sopor y termina con un florilegio de cordiales alabanzas al anciano autor del libro.

Sin entrar en el viejo pleito de la cuna de Colón, tan lejos de mis quehaceres y aficiones, al dar a la imprenta por primera vez este manuscrito de Valle-Inclán, quiero aportar algunas anotaciones para su mejor compresión por el lector profano.

 “El Almirante Don Cristóbal Colón

es el alcaloide del espíritu gallego”

 En primer lugar, ¿por qué “España, patria de Colón” fue publicado sin el ilustre prólogo? Pensé en un principio que Prudencio Otero, ya en una esforzada ancianidad, sentía naturales impaciencias por ver su obra en los anaqueles de las librerías. Las prometidas cuartillas de Valle-Inclán no acabarían de llegar y el autor del libro lo daría a la imprenta sin más demoras.

Un posterior hallazgo me hizo rectificar la inicial conjetura. He encontrado una nota de Otero Sánchez en la que se transcribe el prólogo de Valle y de puño y pulso de Don Prudencio aparecen tachados los renglones en que se ponía en solfa, conjuntamente, al Descubridor y a los gallegos. Imagino que el autor, inflamado de devoción y patriotismo local, renunció a la honrosísima presentación de de Don Ramón para no enturbiar la imagen del Almirante de la Mar Océana y de los paisanos de “entre Miño y Sil”.

Las bellas y polémicas palabras prologales permanecerían en la oscuridad de una casa pontevedresa más de sesenta años hasta el día de hoy. Otero Sánchez recogería en su libro solamente una carta del autor de “Las Sonatas” que dice:

 

“Querido Prudencio: he leído la trova “Memorare novíssima tua” y otras canciones atribuidas al Almirante e insertas en el “Libro de las Profecías”. Yo soy lego en estos achaques de erudición y no sé si está en duda la paternidad de estas canciones. Pero a lo que yo alcanzo, ni por léxico ni por la construcción parecen de extranjero. No deja de ser extraño que el Almirante haya olvidado de modo tan cabal el italiano y que, sin embargo, aparezcan en algunos de sus escritos modismos luso-galaicos.

Te estrecha la mano tu pariente Valle-Inclán”.

La tesis de Otero era continuación de la de Don Celso García de la Riega, quien en “Colón Español”, y “La Gallega, nave capitana de Colón”, había expuesto sus investigaciones sobre los Colón y Fonterosa de la Ría de Pontevedra. Alguno de los documentos en que se apoyaba Gª de la Riega …….. de manipulado. En 1917(?) por iniciativa de Otero Sánchez se forma una Comisión Pro-Patria de Colón y se solicita de la Diputación de Pontevedra que invite a la Real Academia de la Historia para que desplace a la ciudad gallega un grupo de estudiosos que, sobre el terreno, valoren las pruebas documentales y su autenticidad.

 “Este hallazgo supone un punto de partida para los

estudiosos que defienden que Cristóbal Colón era gallego.

Preocupación en la época de Valle-Inclán”.

 La idea suscita fervores locales y un eco ilusionado en Hispanoamérica.

“ABC” abre sus páginas generosamente y Don Torcuato Luca de Tena, Galinsoga y Mariné mantienen una estimulante correspondencia con Otero. El Marqués de Riestra transfiere mil pesetas a la Academia para gastos del viaje de la comisión a Galicia (incluido el coche-cama para seis personas), y la Docta Corporación acepta la encomienda. Pero la huelga ferroviaria de 1917 deja en tierra a los conspicuos académicos y el desplazamiento a Pontevedra se va retrasando. La Academia propone que se le remitan a Madrid los documentos para su examen, pero de Galicia le objetan que no se pueden trasladar archivos sin disposición legal que lo autorice, ni parece fácil enviar a la capital la Iglesia de Santa María la Mayor, en cuya piedra está labrado el nombre de los Colón pontevedreses.

En estas vueltas y revueltas, la Real Academia de la Historia acuerda en sesión de 28 de junio de 1918 devolver las famosas mil pesetas del frustrado viaje y dar por terminada su intervención en el asunto. Otero Sánchez mostraría su asombro porque el Boletín de la Academia correspondiente al mes de marzo, publicaba un artículo de Don Ángel Altolaguirre, presidente de la comisión que había de desplazarse a Pontevedra, en el que se pronunciaba por la patria genovesa de Colón.

Ríos de tinta se han escrito desde entonces sobre la materia que no es el objeto primordial de estas líneas. Citemos solamente para poner al día la curiosidad del lector, que en la actualidad con la aplicación de modernas técnicas fotográficas, análisis de tinta y empleo de luz negra, la profesora Rodríguez Solano parece haber demostrado que los documentos más importantes de García de la Riega están libres de manipulación alguna, si bien es cierto que “algunos aparecen recalcados” sin falsear su sentido. Es decir, que con las técnicas de hoy, pueden disiparse las aprensiones de los científicos serios a ocuparse de la tesis gallega, que antaño fue defendida con más ardor profético que rigor historiográfico.

 “El Almirante sabía mal la lengua toscana.

y hoy mismo podemos constatar que en su

correspondencia empleó preferentemente

la parla de Castilla”.

 Un editorial de “ABC” de 3 de julio de 1926 en el que adivinó la pluma de Luis Galinsoga, exalta la figura de Prudencio Otero, cuya foto preside la página con su imponente barba de rabino. El articulista anuncia que el animoso y venerable anciano va a emprender viaje a América “en el primer dirigible que haga la travesía entre España y el Nuevo Continente” para propagar la tesis de Colón Español. (Sería la duodécima vez que cruzaba el atlántico y, en alguna ocasión, en barco de vela).

El “New York Times” informó ampliamente de los estudios de estos graves varones que, con más pasión que sosiego, dedicaron en una recoleta ciudad de Galicia a los borrosos orígenes de Colón.

Hace medio siglo, a los noventa años, fallecía en Pontevedra Don Prudencio Otero. Al alborear 1936 era enterrado en la Boisaca compostelana Don Ramón María del Valle-Inclán.

Exhumamos hoy esta primicia literaria cuya belleza perdura viva y luminosa cuando han pasado ya cincuenta años desde que autor y prologuista cruzaron esa ribera de la muerte en la que los enigmas históricos quedan atrás como si fueran polvo, cenizas, nada.

 Rafael Landín Carrasco.

Faro de Vigo,  15 marzo 1987

(Del archivo de Josefina López de Serantes)